Greenpeace Southeast Asia (Philippines) v. Environmental Management Bureau of the Department of Environment and Natural Resources

Greenpeace Southeast Asia (Philippines) v. Environmental Management Bureau of the Department of Environment and Natural Resources, CA-G.R. SP NO. 00013  (May 17, 2013)
Court of Appeals 

Los demandantes alegaron que el gobierno no adoptó suficientes protocolos de bioseguridad para las pruebas de campo y estudios de factibilidad de organismos transgénicos, específicamente talong (berenjena).  La demanda además alegó que los demandados no habían obtenido un certificado de autorización ambiental antes de haber realizado una prueba de campo de talong.  El tribunal consideró la cuestión de si la prueba de campo había violado el derecho constitucional de la gente a una ecología equilibrada y saludable.

El tribunal aplicó el principio de precaución, declarando, “es evidente que todavía no existe ninguna certeza científica plena en cuanto a los efectos de las pruebas de campo de bt talong en el medio ambiente y en la salud de la gente.  Esto es donde el principio de precaución se inserta, donde señala que, cuando actividades humanas pueden generar amenazas de daños graves e irreversibles al medio ambiente que son científicamente verosímiles pero inciertos, se tomarán acciones para evitar o disminuir dichas amenazas. . . .Es en este sentido, que el Tribunal falla que la emisión de una orden judicial ‘kalikasan’ es justificada bajo las circunstancias[,]”.  Páginas 19-20.

Con respecto a la reivindicación constitucional, el tribunal explicó: “En el presente caso, las pruebas de campo de bt talong implican el alterativo de las características genéticas de un elemento vivo del ecosistema, y la relación de los organismos vivos que dependen el uno del otro para su supervivencia.  Por consiguiente, este Tribunal  no puede declarar que las pruebas de campo de bt talong son seguras para la salud humana y para nuestra ecología con plena certeza científica, siendo una alteración de un estado de cosas que de otro modo sería natural de nuestra ecología”.  Páginas 22-23.

El Tribunal ordenó a los demandados a: 1) permanentemente cesar y desistir de la realización de más pruebas de campo de bt talong y 2) proteger, preservar, rehabilitar y restaurar el medio ambiente.  Página 24.

En respuesta a una moción de reconsideración entablada por funcionarios gubernamentales solicitando que el Tribunal  revoque la prohibición, el Tribunal confirmó su fallo en septiembre de 2013, declarando que la orden judicial ‘kalikasan’ y la orden judicial de mandamus en curso que había emitido a favor de los demandantes eran “justificadas y necesarias”.

Los archivos adjuntos: 
Fecha del Recurso: 
Monday, August 11, 2014
Países y Regiones: